Ecumenismo, ¿a qué precio?

577be7627edf7_577a7a09354da_photohaaf420Representantes de la Iglesia Católica Romana, de varias iglesias ortodoxas y de unas trescientas denominaciones protestantes se reunieron en Munich durante el congreso “Juntos por Europa 2016”, del 30 de junio al 2 de julio (Protestante Digital, 5.7.16).

Participó el presidente del Concilio Pontificio para la Promoción de la Unidad de los Cristianos, el cardenal Kurt Koch. Choca que se le invitara a un acto así, pues este cardenal en al menos dos ocasiones había declarado que, de cara al quinto centenario de la Reforma Protestante que se conmemorará en 2017, no hay nada que celebrar, porque la división de la iglesia fue un pecado. En esta ocasión dijo que no podía entender que algunos cristianos no “sufran” al ver la falta de unidad de los cristianos en Europa. Quizá no puede entender que muchos cristianos sufrieron y volverían a sufrir bajo una falsa unidad, que es la que había antes de la Reforma, y que sigue siendo el programa de Roma (ver Ecumenismo y diálogo interreligioso [I]: Peligros).

El congreso concluyó con un acto bajo el lema: “500 años de división es suficiente – la unidad es posible”. Habría que precisar que la unidad es posible bajo las mismas condiciones que estableció la Reforma hace 500 años: Sola Fide, Sola Gratia, Sola Scriptura. @SItunberri / LEx

Anuncios


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s