No al principio de reciprocidad

vier--644x362El hecho de que Arabia Saudí financie la construcción de cientos de mezquitas en el extranjero, mientras prohíbe la construcción de iglesias y otros edificios no islámicos en su país, ha llevado a muchos a invocar el principio de reciprocidad. En su día ya explicamos que este planteamiento es contrario a la libertad religiosa, y muy peligroso. Lo confirma el catedrático de la Universidad de Alcalá Miguel Rodríguez Blanco: «No me parece acertado hacer en estos casos un planteamiento de reciprocidad, pues supondría vulnerar nuestra Constitución y dar un paso atrás en el reconocimiento de la libertad religiosa». «Lo que habría que hacer –añade– es presionar a través de cauces diplomáticos propios y a través de los organismos internacionales para que esas situaciones de atropello y persecución que sufren los cristianos en algunos países de Oriente Próximo sean condenadas y erradicadas» (‘ABC’, 9.10.13). Y no sólo habría que defender a los cristianos, sino a cualquier otra persona que sufra menoscabo de sus derechos fundamentales, pues la libertad no es una cuestión de guerra de religiones, sino de respetar todos los derechos de las personas. En defensa de esos derechos, ¿propondrá alguien que se cierre la posibilidad de cualquier inversión de Arabia Saudí en los países occidentales mientras su régimen no reconozca las libertades básicas? LEx

Anuncios


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s